GANAR: EL ÚNICO VERBO QUE EL VINOTINTO DEBE CONJUGAR

tolimasantafeibaguePor: Mario Alejandro Rodríguez (alhejo@periodistas.com)

No sirve otro resultado. Si el “vinotinto y oro” quiere estar en los cuadrangulares de final de año y seguir disputando “cabeza a cabeza” la punta de la reclasificación deberá ganar este domingo  en condición de visitante al Independiente Santa Fe en el  Nemesio Camacho de la capital colombiana. Los malos resultados en casa obligan a ello, a “cuadrar las cuentas” por fuera de su predio

Luego de haber cosechado dos victorias en línea (ante Huila y Cartagena respectivamente), la escuadra tolimense cedió puntos importantes en casa ante Boyacá Chicó en el empate del domingo anterior; resultado que borró los méritos logrados de volver a la lucha por el cupo a la Libertadores del 2010, donde Junior le tomó cinco unidades de ventaja (54 del D.T. frente a 60 del equipo barranquillero).

La irregularidad es sin duda el peor enemigo del elenco “pijao”. El rendimiento colectivo del grupo de jugadores no ha consolidado y a siete fechas del final del “todos contra todos”, aunque se permanece en el grupo de los ocho, todavía no se ha despegado completamente con un  juego optimo que permita llenar de seguridad y confianza tanto al técnico Hernán Torres como a los aficionados y dirigencia del club.

Pese a que el nivel de algunos elementos va en alza, el de otros parece no mejorar, algo que afecta en las presentaciones del equipo. El aceptable momento de Jorge Perlaza contrasta con la pobre actuación de Milton Rodríguez y Cristian Marrugo, y la fuerte zona posterior ha ido dejando dudas que deben ser disipadas rápidamente so pena de seguir cometiendo errores que pueden costarle caro a los intereses del Tolima.

Al frente en esta ocasión, estará un adversario necesitado de volver a la senda ganadora, tras su estrepitosa caída en la ciudad de Armenia ante el Deportes Quindío la jornada pasada. Germán “Basílico” Gonzales, caracterizado en otras épocas por mostrar un esquema de juego ultradefensivo con el “León”, ahora es criticado por plantear un sistema más ofensivo, pero con menos garantías en zona posterior.

 Históricamente, Bogotá ha sido en los últimos años una buena plaza para el elenco “musical” cuando rivaliza con los “cardenales. Es preciso recordar el 5-3 del año 2000 con una soberbia actuación del fallecido Edson Becerra, o el 2-0 del Apertura 2006, cotejo en que el volante John  Charria marcó el inicio de un buen año para el equipo de Ibagué.

No obstante, como se dice en el balompié, los clubes no pueden vivir de la historia, ni de las estadísticas, por favorables o malas que estas sean. Por tal motivo, la victoria se hace una obligación en el césped del estadio de la 57. El camino para los elegidos se va haciendo más complicado y tortuoso; sólo los que demuestren aptitudes para estar en la fase semifinal serán los que tengan el honor de aspirar a una nueva estrella y a representar al fútbol colombiano en la escena internacional.

Opiniones

comentarios