UNA VICTORIA CON EL SELLO DE ARIZALA

POR: MARIOALEJANDRO RODRÍGUEZ (alhejo@periodistas.com)

En un juego donde las sociedades y el juego en conjunto no sale a flote como se quiere, y el adversario mediante su fuerte sistema de marca pone serias trabas a las alternativas ofensivas que uno tiene;  y fuera de eso se arrima con riesgo absoluto sobre su pórtico ante la pasividad del cuatro defensivo, las INDIVIDUALIDADES se vuelven en factor decisivo,  más bien primordial  para cambiarle la historia a un partido de características tan complejas para el dueño de casa como lo fue el del día de ayer ante el Deportivo Pasto.


Y en verdad era un cotejo COMPLICADO, porque al minuto 15 del primer tiempo eran tres las opciones claras dilapidadas por el equipo del Galeras, una de ellas estrellada contra el vertical derecho del marco de Bréiner Castillo, por tan sólo una tímida aproximación del local a través del juvenil Bocanegra, lo cual no tenia para nada satisfecho al profesor Hernán Torres.

Sin embargo, como pocos lo esperaban apareció de repente el talento de quién más sino él, el goleador del Deportes Tolima Franco Arizala, para sacar avante, con una obra de arte al minuto 16 de la inicial, un partido que se tornaba difícil por las características de juego expuestas por la escuadra visitante. Gracias a él, un encuentro que pudo perfectamente haber tenido otro libreto en contra del vinotinto se ganó sin convencer del todo pero con dos goles en el tanteador. El moreno, el mismo de buena talla  y olfato de artillero nato con su exquisitez y gran técnica  mostró el carácter y la frialdad a la hora de definir; tal como si fuera una de las grandes estrellas del balompié mundial.

El delantero chocoano de 23 años, acostumbrado a marcar goles de todas las facturas ayer nos deleitó con una verdadera joya, de colección, donde cinco elementos rivales quedaron literalmente  “regados” en la cancha ante la velocidad y fuerza de este cuasi-fondista del fútbol.  En una jugada para aplaudir por minutos enteros, Franco Arizala mostró por qué ha sido pieza vital del andamiaje del cuadro pijao en los últimos dos campeonatos. A la hora de emprender carrera difícilmente encontraremos un profesional que lo supere, y sobre todo que le impida por lo menos intimidar el arco con su remate cruzado o con su efectivo golpe de cabeza.

Y no contento con anotar el primero siguió buscando el segundo. Precisamente de sus botines fue que la segunda alegría llegó para el cuadro musical al minuto 24 de la complementaria, cuando un impacto suyo es despejado a medias por el cancerbero Nelson Ramos, dejándole el rebote a Wilder Medina que con sutil remate no  le perdonó la vida al equipo nariñense. En el primer tiempo Arizala preocupado por el colectivo, había sido el apoyo del sub Bocanegra, con el que se asoció en el frente de ataque y trató de generar alternativas de gol en campo pastuso. De ahí de que el joven jugador, debutante en la tarde dominical con el club ibaguereño, también se haya erigido como figura del partido; con la presencia de 34 minutos en el compromiso.

Con ese destello, con esa virtud en sus piernas fue que lo conocimos a este delantero cuando llegó a Ibagué, a comienzos de 2008, procedente del Boyacá Chicó.  Lástima que  no todos sus compañeros no anden en un nivel similar, y a veces al jugador le toque pelear solo contra el mundo para poder marcar diferencia.  Sólo Jorge Perlaza ha sido el complemento ideal para sus cualidades, pero en el día anterior no puedo estar por una  fuerte virosis que lo aquejó toda la semana. Qué hubiera sido del encuentro frente al Pasto sin este elemento. Seguramente los tres puntos no estarían en la capital del Tolima, sino hubieran partido rumbo al sur del país.

Opiniones

comentarios