LA META ES HACER RESPETAR EL MURILLO TORO

Por: Mario Alejandro Rodríguez (alhejo@periodistas.com)

Se acabó el torneo regular y en el comienzo de los cuadrangulares semifinales donde el Deportes Tolima es gran opcionado para  obtener un cupo a la gran final el  estadio Manuel Murillo Toro se presenta como el fortín “pijao”, donde no pierde desde hace ocho juegos, sumando igual numero de triunfos. El grupo comandado por el profesor Hernán torres ha logrado consolidar  su juego en el Coloso de la 37 y vencer a rivales de gran peso histórico y futbolístico o como dirían algunos con “pergaminos”.

Desde el primer juego como local del Tolima en el presente año frente al Atlético Huila, los números son excepcionales: 24 puntos de 27 disputados,  14 goles a favor y 4 en contra para una diferencia de + 10  tantos. Entre los rivales vencidos se encuentran Atlético Millonarios, Nacional, Pasto, Cartagena, Santa Fe,  Medellín, Equidad y Atlético Junior, unos como es habitual con mayor dificultad que  los otros.

Como verán todos los “grandes” que visitaron la cancha ibaguereña cayeron sepultados ante la arremetida tolimense, que de forma inteligente supo sacar adelante esos cotejos.  No obstante esto no permite que el club de la capital musical de América se confíe, y se relaje en esta fase semifinal. Mucho sacrificio y sudor le costó a cada uno de los elementos que hacen parte de la plantilla “vinotinto” para lograr el primer objetivo del semestre.

Los partidos definitivos están por llevarse a cabo, primero ante Equidad Seguros este domingo y posteriormente ante Once Caldas y Boyacá Chicó según el calendario designado, pues sin duda son dos rivales de cuidado y de mucho peligro; no en vano clasificaron entre los ocho mejores elencos de Colombia. Con juego efectivo el D.T. consiguió su tiquete, y ese mismo esquema sin ser el mejor pero si rentable, puede funcionar de buena manera en la lucha por llegar a la siguiente meta.

Para ello también es indispensable el apoyo masivo e incondicional del aficionado. Puede sonar repetitivo, trillado, cansón pero es de esa forma que el “jugador No 12”  puede contribuir al éxito de esta campaña. Pese al alza de precios  que tuvo la boletería en general para esta ronda, es NECESARIO colmar las tribunas del máximo escenario deportivo de la ciudad y el departamento, en pro del bienestar económico de la institución.

Un promedio aproximado de 20 mil espectadores TIENE que ser el número mágico que acompañe al representativo local en cada uno de los cotejos jugados en Ibagué. Esas nueve unidades, (sin ser triunfalistas, ni “agrandados”) deben ser la base sobre la cual se edifique  el sueño de miles de “pijaos”, que quieren tocar la segunda estrella.

Todo está dado para alcanzar la gloria. Es hora de ilusionarse de nuevo, como en el 2006,  porque en casa el objetivo primordial se puede obtener. Hay como llegar al titulo, sólo hace falta que en la cancha se reivindique el excelente certamen que actualmente se está realizando.

Opiniones

comentarios