25 MINUTOS PARA EL RECUERDO

Deportes Tolima mostro 25 minutos de buen futbol, el resto para olvidar.  Emir Gonzalez resulto expulsado.  Se viene ahora el clasico frente al Cali que ira el sabado por television abierta.  Las incidencias del partido en DEPORTESTOLIMA.TV

De la angustia y confusión del primer tiempo, Independiente Medellín pasó a la claridad que le sirvió en el complemento para enamorar finalmente a esos 17 mil 590 hinchas que cambiaron las muecas por caras de sonrisa.

Ese cambio extremo de actitud le sirvió al conjunto escarlata para remontar un marcador con los goles de Diego Álvarez (39′) y Néider Morantes (70′ ) y calentar la fría tarde que se vivió en el Atanasio Girardot con muchas pinceladas de espectáculo y juego colectivo.
De no ser por las oportunas intervenciones del portero Agustín Julio, el Tolima no hubiera perdido apenas por 2-1, ya que en los 45 minutos del segundo período se apreció un monólogo rojo en el gramado y fueron muchos los gritos de gol que se ahogaron en la tribuna.

Otra tónica

Así la parte inicial haya terminado 1-1, Tolima mereció más que el gol de cabeza de Charria a los cuatro minutos, debido a que tuvo el balón, la propuesta y la presión necesaria para hacer ver muy mal al adversario.
El accionar del juego daba para más goles del visitante, especialmente cuando se fue expulsado Danilson Córdoba (por patada contra Juan Carlos Escobar, 30′), pero a Perlaza y Quintero les faltó claridad arriba y su compañero Emir González le dio vida al DIM cuando vio la roja a los 35 minutos por doble falta sobre Morantes.
Haciendo caso omiso a las protestas del público por la pobreza exhibida en el arranque, los rojos salieron en otra tónica para la complementaria, reaccionaron a tiempo, se adueñaron del esférico, pusieron condiciones y demostraron que la continuidad, bien manejada, sí sirve para conseguir resultados.
Porque cuando Valoyes, Morantes, Corredor y Riep se acordaron del buen fútbol que los puso a sonar el año pasado, el Medellín dejó atrás el nerviosismo y alcanzó de manera sobrada su objetivo: Ganar.
El gol de Morantes (pase de Valoyes) generó tranquilidad, pero también le sirvió al Medallo para convencerse de que si conserva su libreto y le apuesta a la colectividad puede llegar muy lejos porque cuenta con los hombres necesarios para jugar bien, golear y agradar.

 Tomado de El Nuevo Dia

Opiniones

comentarios